Realiza una búsqueda en las noticias:

Can-Am Outlander MAX 500 XT | Versátil y seguro

En Breve:
¿Es fácil convertirlo de monoplaza a biplaza?
Sí. En unos segundos se puede acomodar la cuatrimoto según se quiera viajar solo o acompañado.
¿Qué ofrece el pack XT?
Sistema DPS, Visco-Lok QE, llantas de aluminio XT, malacate con mando a distancia con cable, defensa delantera y trasera y cubremanos.
¿Cómo son sus controles?
El calibrador digital multifunciones está equipado con un centro de información digital que incluye un velocímetro, tacómetro, odómetro, medidor de recorrido, posición de marcha, contador de horas, contador horas de motor, temperatura y motor luces, indicador de combustible y reloj.

El mercado de las cuatrimotos es cada vez más grande. La demanda crece y los fabricantes parecen tener soluciones para cada necesidad. Hay fabricantes, como Can-Am que, incluso, se atreven a proponer vehículos multifuncionales que satisfacen a diferentes tipos de público.

El sector de la diversión al aire libre es uno de los más demandantes. De ahí que la mayoría de las firmas se esmeran en darle a sus vehículos una impronta especia, de dotarlos de ‘algo’ que los haga diferentes de la competencia. 
Este es el caso del Can-Am Outlander MAX 500 XT. Una cuatrimoto que en Revista Moto hemos probado en diferentes situaciones y con la que hemos quedado muy satisfechos por su versatilidad y la fiabilidad que ofrece. 
En este caso, hablar de versatilidad no es un cliché, ni un adjetivo al azar. Basta ver que esta cuatrimoto permite adaptarse para transportar a un pasajero o a dos gracias a un sistema convertible de asiento/portaequipajes (CRS). Con bastante facilidad el Outlander MAX 500 XT se convierte en monoplaza o en biplaza. 
La factoría canadiense se ha esmerado en la ergonomía de este vehículo para hacerlo cómodo y para ello cuenta con una gran variedad de detalles que aseguran el confort del piloto y también del pasajero. Su respaldo reduce el retroceso y resulta más envolvente para el apoyo lumbar. 
En esta línea de comodidad también cabe mencionar que los ingenieros de Can-Am han acertado diseñando la estructura y posición de piezas clave como la batería, que se ubica bajo el asiento para un mejor acceso y mayor protección. 
Por su parte, la este ATV cuenta con una caja de almacenamiento trasera a prueba de agua de una capacidad de 21.4 litros y una ubicación más que acertada (porque incluso los pasajeros pueden acceder a ella aun cuando se carga el bastidor de carga trasera).
El Can-Am Outlander MAX 500 XT ofrece diferentes posibilidades a la hora de configurar su motor. Está disponible con un 46-hp Rotax 500, un 62-CV Rotax 650, un 71-CV Rotax 800R o un Rotax 1000. Todos son motores V-Twin de 82 CV con refrigeración líquida con cuatro válvulas por cilindro con inyectores de combustible individuales que permiten potencia sin despilfarrar combustible.
En cuanto a frenos, esta cuatrimoto los monta de disco de 214 mm ventilados con pinzas de doble pistón hidráulico que hacen bien su trabajo. A este equipamiento se suma la transmisión CVT que cuenta con el freno motor para facilitar la reducción de velocidad en situaciones adversas, como cuando se circula cuesta abajo. 
El capítulo de las suspensiones estaría incompleto si no se menciona la tecnología TTI que incorpora la suspensión trasera independiente y que permite un movimiento de ruedas hacia arriba y hacia abajo que hará que el vehículo se mueva solo en la dirección en la que apunte su frontal.
La nueva caja de aire se ha recolocado a más altura y mejor la calidad de filtrado para evitar que el moto reciba más impurezas de las deseadas. Asimismo, su radiador posee una gran capacidad de refrigeración.

CanAmOutlanderMAX500DPS_2014_2