BMW patenta un scooter con barra antivuelco

La firma alemana BMW Motorrad patentó una moto dotada con una jaula tubular antivuelco que podría adaptarse a modelos eléctricos, como la BMW C1.

La patente de 2018, pero no había visto la luz. Por lo visto, se trata de un scooter dotado de una estructura tubular en la zona del asiento y que cubre la cabeza del piloto.

La montura sería para una persona, que se sitúa en una posición muy retrasada, casi sobre la rueda posterior, lo que hace que las piernas queden muy adelantadas.

Además, tiene un curioso sistema de dirección desacoplado en el que el manillar no está directamente unido a la rueda delantera, sino a un tubo vertical. No hay horquilla telescópica, por lo que la suspensión funcionaría con un sistema alternativo, pero no podemos afirmarlo con base en lo visto en la patente.

El manillar tampoco está anclado directamente a la rueda delantera, sino más atrás, de forma que queda más cerca de esa posición de conducción retrasada, pero tampoco se detalla en el diseño

La rueda trasera indica que se trata de un vehículo eléctrico, ya que no hay hueco en la estructura para un motor anclado al chasis; la lógica indica que el motor se acoplaría en el buje trasero o muy cerca de la rueda.

Como todas las patentes, el diseño podría utilizarse en algún modelo en el futuro o quedar en una idea. Tendremos que esperar a ver qué hace la marca alemana.