Ducati Diavel 1260 S

Diablo irresistible

La última remasterización de uno de los modelos más icónicos de Ducati mejora un producto de por sí exclusivo para convertirlo en una moto muy especial que devorará el asfalto en todas sus variantes.

(En breve)
¿Qué es lo que más destaca de este modelo?
Indiscutiblemente el diseño es uno de los aspectos más llamativos de esta auténtica pieza de colección que combina lo mejor de una cruiser y una naked con electrónica avanzada y alma deportiva.

¿Cuáles son las principales diferencias de la versión S respecto al modelo base?
La versión S equipa suspensiones Öhlins, pinzas de freno delanteras Brembo M50, cambio semiautomático, bomba de freno delantera radial PR16/19, rines mecanizados, asiento con doble tapizado, luz LED, carrocería en color negro opcional y sistema de conectividad Bluetooth DMS.

¿Para qué tipos de usos está indicada?
Por lo exclusivo del modelo creemos que sería ideal para un público exclusivo y exigente a partes iguales. En carretera saca lo mejor de sí (no es una moto citadina), con grandes prestaciones. Es una segunda moto con buenos volúmenes que emergen de una bonita ingeniería italiana.

Ducati se ha superado con la actualización de uno de sus motocicletas más icónicas, la Diavel 1260, de la que ha comercializado dos versiones. Este mes en Revista Moto probamos el modelo tope de gama, la 1260 S, que sacude el mercado internacional con atributos que la hacen poderosa, una moto única.

En esta Casa editorial hemos seguido muy de cerca la evolución de este modelo, desde que se presentó a los medios internacionales en California (Estados Unidos), donde tuvimos nuestra primera toma de contacto con un modelo musculoso lleno de personalidad que va camino a cumplir su primera década sorprendiendo y enamorando a propios y extraños.

La nueva generación de la Diavel se presenta con un nuevo motor, una electrónica de última generación y con notables mejoras que repercuten directamente en el manejo de una moto más dinámica y divertida que sigue redundando en el concepto original de mezclar elementos de una cruiser, con la vocación de una deportiva y las líneas agresivas de una hypernaked. El resultado salta a la vista: una moto irrepetible e irresistible que se hace aún más exclusiva en su versión S, puesto que esta equipa suspensiones Öhlins, pinzas de freno delanteras Brembo M50, cambio semiautomático, bomba de freno delantera radial PR16/19, rines mecanizados, asiento con doble tapizado, luz LED, carrocería en color negro -opcional- y sistema de conectividad Bluetooth DMS.

De su diseño es difícil destacar una parte sobre otra, pues cada centímetro de esta Diavel 1260 S está cuidada al extremo, como si hubiera sido fabricada por las manos de un orfebre. También salta a la vista el nuevo color debidamente estudiado por los diseñadores italianos: el Matte Liquid Concrete Grey, un tono que combina perfectamente con el negro que lucen las partes mecánicas y contrasta con un asiento café oscuro con doble material de tapizado (en la versión S). A primera vista destaca una silueta muy exclusiva y específica que ha evolucionado desde el primer modelo.

Los cambios más llamativos respecto al modelo anterior los encontramos en una carrocería más estrecha (los radiadores se ubican ahora en la parte frontal del propulsor) y un tanque de combustible más estilizado de 18 litros de capacidad. También destaca sobremanera la iluminación, especialmente el faro principal que sigue incrustado entre la horquilla, pero es ahora más compacto y cuenta con luz LED de día en este modelo S. La parte trasera no es menos llamativa, con luces LED dispuestas en posición vertical y coronada por un colín de escaso tamaño (se integra en el asiento) y el portaplacas al basculante, al filo de la enorme llanta trasera Pirelli Diablo Rosso II de 240 mm.

Un factor determinante a la hora de entender la idiosincrasia de esta moto es su ergonomía, que facilita una postura cómoda que invita a montar largas jornadas. La combinación entre un asiento cómodo con soporte lumbar, el manubrio alejado y las estriberas adelantadas concede al piloto una posición cruiser que rebosa personalidad. Como también se desprende un estilo único de los rines de 12 radios con acabado mecanizado (si bonitos son en parado, no se pierdan el efecto con la moto en marcha).

Ducati presume de las 147 diferentes configuraciones de ergonomía posibles para el piloto, que se obtienen combinando las diversas opciones disponibles de serie o aprovechando la gama de accesorios exclusivos: 7 posiciones para los estribos del piloto, 7 asientos y 3 manubrios, el que viene de serie se puede sustituir, sin modificar cables, bloques u otras piezas, con otros (más avanzados o retrasados que se venden aparte). También existen kits de estriberas.

Motor y electrónica
La Diavel 1260 S porta un propulsor bicilíndrico en V a 90 grados, un Testastretta 11º de 1,262 cc (la versión anterior cubicaba 1,198 cc) y una potencia de 159 CV a 9,500 revoluciones. A 5,000 revoluciones por minuto el Testastretta DVT 1262 alcanza el valor de par máximo, que corresponde a 12.8 kilogramos. Un régimen aparentemente bajo que, sin embargo, garantiza las mejores sensaciones de un manejo sosegado.

Antes de detallar sus características, resulta muy notorio que esta pieza clave luce especialmente en un conjunto que deja la mayor parte de sus piezas a la vista, remarcando el color negro de sus componentes. El escape 2 en 1 con cuerpo de dos cámaras y dos terminales también está pensado para que los tubos dejen ver más al motor.

La tecnología juega un papel fundamental en el desarrollo de un motor que contiene todos los sistemas electrónicos para coronar a una máquina tan exclusiva como esta Ducati. Así, el nuevo sistema de distribución ajusta permanentemente el trabajo de las válvulas, al actuar de forma independiente en el árbol de levas de admisión y el del escape. El sistema optimiza las prestaciones del motor en todo momento y en todo el rango de revoluciones, además de ganar potencia, suavizar la entrega de la misma, aumentar el par motor y reducir el consumo (4.5 litros cada 100 kilómetros). Desde bajas vueltas se siente la potencia, con altas dosis de torque y un empuje que puede llegar a ser estridente (a demanda).

En nuestra Prueba Activa nos llamó la atención el funcionamiento del Ducati Power Launch (DPL), que cuenta con tres modalidades de intervención. Activamos el DPL en el mando derecho y accionamos el embrague para colocarnos en la primera velocidad y abrir completamente el gas para, después, soltar el embrague y disfrutar de una salida increíblemente potente (libre de contratiempos).

Por su parte, el control del acelerador Ride by wire proporciona un tacto agradable y el embrague por fluidos antirrebote (Quickshifter) funciona de un modo dócil. La 1260 S permite elegir entre tres modos de manejo (Urban, Touring y Sport) comandados por la plataforma inercial IMU Bosch 6D. Además, el piloto puede elegir entre las ocho posibilidades del control de tracción (o desconectarlo), control de velocidad, control anti-wheelie y ABS en curva (de tres niveles, desconectable)

De su manejo en ciudad, notamos que el motor se comporta bien a bajas vueltas, si bien someterlo a un tráfico denso acaba provocando que emane cierto calor hacia el piloto, cosa que no ocurre cuando nos desplazamos en carretera donde se disfruta de la transmisión suave y de un propulsor que entrega la potencia con contundencia y sin ningún problema en toda la curva y con aplomo. Y cuando tocan curvas, la Ducati no se esconde: la entrada es correcta, el paso algo largo y la salida brutal. Todo ello teniendo en cuenta que posee 40 grados de ángulo máximo de viraje para garantizar las mejores prestaciones de una cruiser que se desenvuelve con soltura en tramos largos y también en los revirados.

En la parte ciclo sigue el equipamiento Premium con un sistema de frenos Brembo con dispositivo ABS Cornering Bosch 9.1ME, que es parte integrante del Ducati Safety Pack (DSP). Las pinzas monobloque M50 trabajan con una bomba de freno radial sobre dos discos semiflotantes de 320 mm al frente y un monodisco de 265 mm detrás. El tacto es deportivo y la frenada contundente.

No menos atractivas son las suspensiones Öhlins (otro elemento distintivo de la versión S) con un color dorado que no pasa desapercibido. La horquilla delantera tiene 48 mm de diámetro y 120 mm de carrera, mientras que el monoamortiguador trasero regulable se acciona mediante un basculante monobrazo. El comportamiento que ofrecen es muy deportivo, sintiéndose algo rígidas en ciudad, pero con un paso por curva excelente.

Además de un comportamiento dinámico que mejora notablemente las prestaciones de la Diavel 1260 S, los acabados no dejan lugar a dudas del cariño empleado por la fábrica italiana en la elaboración de esta moto. Buena prueba de ello es su panel de control TFT ubicado bajo el manubrio, los mandos retroiluminados o el sistema de información y entretenimiento más exclusivo de Ducati que permite conectar y manejar el celular desde los mandos gracias a la conexión Bluetooth DMS. Se mire por donde se mire, no le falta un detalle.

Tras esta Prueba Activa, en Revista Moto estamos convencidos de que esta cruiser con alma deportiva y aspecto naked de electrónica avanzada no dejará indiferente a ninguno de nuestros lectores, si bien sabemos que, por sus características y precio, no es la moto más indicada para todos los pilotos (otra cosa es admirarla). Nos parece una segunda moto muy singular, perfecta para salir a carretera y disfrutar del camino.

FICHA TÉCNICA
MOTOR
Tipo: Ducati Testastretta DVT 1262, cilindro doble L, 4 válvulas por cilindro, chispa doble, refrigerado por líquido, sincronización variable desmodrómica
Desplazamiento: 1,262 cc
Diámetro X Carrera: 106 x 71.5 mm
Índice de compresión: 13.0:1
Torque: 129 Nm @ 7,500 rpm
Inyección de combustible: Electrónico Bosch, cuerpos de mariposa elípticos Ø 56 mm con sistema Ride-by-Wire
Potencia: 157 hp @ 9,250 rpm

TRANSMISIÓN
Embrague: Multiplato húmedo autoservicio con control hidráulico
Transmisión: 6 velocidades con Ducati Quick Shift arriba / abajo Evo (DQS)
Transmisión final: Cadena

CHASIS, SUSPENSIONES Y FRENOS
Chasis: Tubular de acero enrejado
Suspensión delantera: Horquilla usd Ø 48 mm Öhlins ajustable, tratamiento TiN con 120 mm de recorrido
Suspensión trasera: Monoshock Öhlins totalmente ajustable, basculante de una cara de aluminio fundido con 130 mm de recorrido
Freno delantero: 2 discos semiflotantes de Ø 320 mm, calibradores Membro Brembo monobloque de 4 pistones M50 montados radialmente, cilindro maestro radial PR16 / 19, Bosch Cornering ABS Evo
Freno trasero: Disco de Ø 265 mm, pinza flotante Brembo de 2 pistones, Bosch Cornering ABS Evo
Neumático delantero: Pirelli Diablo Rosso III 120/70 ZR17
Neumático trasero: Pirelli Diablo Rosso III 240/45 ZR17
Rines: Aleación ligera fundido y mecanizado

DIMENSIONES Y PESOS
Peso en seco: 218 kg
Peso en vacío: 244 kg
Peso húmedo (sin combustible): 233 kg
Altura del asiento: 780 mm
Distancia entre ejes: 1,600 mm
Trail: 120 mm
Capacidad del tanque de combustible: 16 l

COLORES: Sandstone Gray y Total Black
PRECIO: Desde $409,900 pesos