ITALIKA RT 200

Este año Italika nos ha sorprendido con la renovación de varias de sus motocicletas, además de lanzar nuevos modelos y ampliar la gama de oferta en todos sus segmentos. Entre su gama de renovaciones está la RT 200, máquina que nos ha dejado ver su lado más refinado.

Con una trayectoria de más de 10 años en el mercado y siendo un trampolín para muchos motoristas a los que les gusta la deportividad, la RT 200 en una motocicleta con ergonomía urbana, silueta esbelta y deportiva, ¡ah! y se maneja de una forma muy fácil y predictiva.

 

La Italika RT 200 equipa un chasis de doble viga que ayuda a que la moto tenga rigidez en cualquier momento, especialmente cuando se somete a más estrés en su manejo, su carenado completo tiene líneas profundas que genera buen contraste con el color negro, la quilla en la parte inferior aparte de darle un look aún más deportivo le permite acelerar el aire directamente al motor lo que le genera un mejor enfriamiento durante su uso.

El tablero es análogo/digital, tiene los instrumentos necesarios para el día a día con un esquema deportivo, cuenta revoluciones al centro de buen tamaño y arroja información como el nivel de combustible, cuentakilómetros y velocímetro.

Los mandos de la motocicleta están bien posicionados para un uso urbano que permite tener una ergonomía muy lograda arriba de la motocicleta de forma erguida, sin olvidar el buen mullido de la asiento que es de tipo triangular, de buenas proporciones al enclavar bien las piernas sobre el tanque, y las estriberas están en la parte baja lo que se agradece mucho a las horas estar rodando por horas sobre la RT.

Al frente tiene doble faro de tipo halógeno, y ambas funcionan en luz alta y baja, además de darle un buen posicionamiento a la motocicleta cuando se rueda de noche, sus direccionales están empotradas en el faring lateralmente y son de última generación con tecnología LED.

En la parte ciclo las suspensiones las componen una horquilla telescópica convencional con 160 milímetros de recorrido, detrás monta un basculante en metal, unido a un monoamortiguador que tiene un tarado deportivo.
En el apartado de frenos, al frente monta un monodisco lobulado accionado por una pinza de doble mordaza con un buen accionamiento y contundente en todo momento, detrás monta el mismo sistema de disco accionado por una pinza de mordaza simple que tiene un tacto más esponjoso.

Los rines de cinco aspas son forjados en metal en color dorado que generan al mismo tiempo un contraste de sobriedad y dinamismo sobre la RT 200.

Su motor es un monocilíndrico enfriado por aire de 14.7 Hp a 7,500 rpm. Su transmisión es de cinco velocidades tipo retorno y su transmisión final es por cadena, generando buenas transiciones a la hora de acelerar y soltar el gas. Por su parte, el depósito de combustible es de 16 litros que permite recorrer con el tanque lleno alrededor de 400 km sin repostar, arrojando un número de 25 km recorridos por cada litro consumido.

De esta manera, la nueva RT 200 de Italika denota un producto más pulido, más refinado, y proyectado a un público que no sólo le gusta la deportividad, sino que también busca una máquina sobria con buenos elementos y componentes para el día a día.