Realiza una búsqueda en las noticias:

KTM 790 Duke: Musculo deportivo

La presentación mundial (como concepto) de la 790 Duke de KTM fue uno de los hitos más destacados a los que asistimos en la edición 2016 del EICMA de Milán. En Revista Moto fuimos testigos de las altas expectativas que creó la develación de un modelo que ya comercializa KTM en nuestro país y que este mes pasa por la sección de Pruebas Activas.

Uno de los aspectos que más llama la atención es la revisión del estilo Duke que presenta la 790 en comparación con la KTM 1290 Super Duke R. Quizás el elemento más característico es el faro principal que divide el conjunto en dos mitades y que, gracias a la tecnología LED, posee un gran poder de iluminación.

A partir de aquí KTM presenta una moto con músculo, mucho músculo, pero no desproporcionado, sino dispuesto para acentuar la radicalidad del conjunto con líneas angulosas. Así, el tanque de combustible es alto y estrecho en su parte superior para continuar hacia el eje delantero por los laterales del radiador con formas a ladas. La silueta es muy interesante, no excesiva en volúmenes en la que se ha preferido mostrar una musculatura atlética.

En la parte trasera aparece la verdadera personalidad de esta moto (que no es, desde luego, una réplica de su hermana mayor), pues el subchasis, manufacturado en una pieza de fundición de aluminio, se presenta muy visible para acoger un asiento dividido en dos alturas que resulta cómodo y, a la vez, muy estético.

Otro elemento que redunda en la radicalidad característica de esta familia es un escape de acero inoxidable. Voluminoso, de una sola salida y con forma cónica que apunta hacia arriba siguiendo la silueta de la moto y en un color gris plata. La parte trasera se completa con un colín redondeado que aloja las direccionales y un portaplacas donde se ubica el piloto de freno y la luz de posición.

ÁGIL Y VERSÁTIL
Si tenemos que definir con una palabra a la 790 la versatilidad sería uno de los conceptos que primero nos vendrían a la mente. Con un equilibrio difícil de superar en el competido mercado de las naked entre peso, potencia y prestaciones (183 kilos en orden de marcha, 105 CV y una electrónica de primer nivel), esta KTM también puede presumir de un motor sobresaliente.

Se trata del nuevo propulsor LC8c de 105 CV con el que la marca austriaca comienza una nueva singladura en su dilatada trayectoria automotriz con un bicilíndrico paralelo DOHC de 8 válvulas y 799 cc, hasta ahora inédito en KTM.

Ligero y compacto, este propulsor está diseñado con un enfoque en el par motor; cuenta con 8 válvulas, es refrigerado por líquido y capaz de ofrecer 87 Nm a 8,000 revoluciones y 105 CV de potencia máxima y un avanzado sistema Ride-by-wire con sensores eléctricos garantiza un tacto muy re nado junto a unos bajos niveles de consumo y de emisiones.

El motor es muy compacto y se encaja en uno de los chasis más ligeros del mundo, lo que le da a esta Duke un peso muy liviano pero, sobre todo, una agilidad extraordinaria que no sólo se agradece mucho en la ciudad, cuando hay que moverse en espacios reducidos, sino también en carretera. En su desempeño, el propulsor se siente poderoso, con bastante par en todo el arco de potencia. Estira bien y empuja con fuerza hacia arriba sin que las vibraciones penalicen al piloto. Su consumo es contenido, 4.5 litros cada 100 kilómetros, si bien su tanque tiene una capacidad de 14 litros.

Para entender completamente el bien hacer del motor es necesario detenerse en sus modos de manejo, quizás el primero de los argumentos de la electrónica de la 790 Duke que nos han llamado poderosamente la atención. Controlado a través del sistema Ride-by-wire del mando de acelerador electrónico, esta tecnología ofrece los modos: Rain, Street y Sport, en orden de menor a mayor rapidez y rendimiento en la respuesta. La cuarta posibilidad la encontramos en el modo Track, que permite personalizar todos los ajustes para hacerlo completamente a gusto del piloto. Esta funcionalidad trabaja a la par del control de tracción autorregulado en los tres primeros y graduable en nueve niveles en el modo Track.

De la transmisión todo lo que se desprende es bueno, empezando por un sentimiento de transición de las velocidades que transmite muy buenas sensaciones comandado por un Quickshifter de doble vía que maneja perfectamente las subidas y las bajadas de velocidad. El Quickshifter se puede desconectar a través del tablero y el embrague deslizante PASC deja el suficiente freno motor para ayudar a entrar frenando en curvas. En carretera el desempeño es similar y el cambio semiautomático se encarga de asegurar jornadas de diversión accionando un freno motor que minimiza la acción directa sobre los frenos, pues también incorpora tecnología MSR, que actúa directamente sobre el freno motor. En ciudad el tacto del mando del amortiguador es muy suave y permite el uso durante horas sin fatiga en las articulaciones.

Los frenos de esta moto salieron de la fábrica española J.Juan (si bien los firma KTM); el equipo delantero se compone de dos pinzas de cuatro pistones y anclaje radial mordiendo dos discos flotantes de 300 mm y bomba radial. La distancia entre la palanca de freno de mano y el manillar es regulable y presenta un muy buen tacto (se puede frenar con un solo dedo), El freno delantero recibe una e caz ayuda por parte del disco trasero, equipado con una pinza de un solo pistón y un disco de 240 mm.

UN JUEGO DE NIÑOS
Con toda la potencia que desarrolla la KTM necesita de un sistema de frenos igualmente potente y, en eso ayuda el sistema ABS que incorpora el modo Supermoto, que permite desactivarlo en la llanta trasera para bloquearla a voluntad mediante el pedal sin perder la funcionalidad antibloqueo en el tren delantero.

Las suspensiones son WP y absorben los baches con nobleza. La horquilla invertida (con un diámetro de 43 mm) y un recorrido de 140 mm nos dio fiabilidad en carretera cuando el manejo es agresivo. La carrera inicial es suave y se va intensificando de un modo natural. En la parte trasera porta un basculante de doble brazo con un amortiguador sin bieletas regulable en precarga con un recorrido de 150 mm.

El paso por curva se determina por una distancia entre ejes superior a la que presentan las naked del mercado, 1,475 mm. Entra de un modo muy precisa, el paso es muy rápido y la salida es prolongada. Con las ayudas electrónicas trazar curvas es un juego de niños.

Respecto a la ergonomía, KTM ha trabajado en ofrecer la mejor posición al piloto. La postura es, entonces, semideportiva. El asiento es cómodo y permite que las piernas rodeen al tanque de combustible, además se regula en tres alturas. El manubrio es elevado, pero permite doblar la espalda. Los reposapiés se encuentran a una altura que no di culta ni el tránsito en ciudad ni las salidas por carretera.

Otro aspecto relevante es la completa instrumentación con pantalla multicolor TFT de cinco pulgadas que, de manera opcional, puede incluir el sistema KTM My Ride que mediante una aplicación que se instala en el celular, permite vía Bluetooth, conectarse a la moto para escuchar música o recibir llamadas. Todo se maneja mediante el mando izquierda. Como información adicional, el manubrio de la KTM se puede con gurar en español.

De manera general esta moto nos ha sorprendido positivamente, pues posee la forja de una gran saga, una funcionalidad perfecta para ser la segunda moto de quien quiere subir de cilindrada (y de categoría). Es una moto que se adapta a un público joven o, de definitivamente, para un usuario que no es tímido en su manera de entender la vida y la pasión motociclista. El único pero que podemos ponerle es, más que un reproche, una incógnita, pues nos falta comprobar si será tan duradera y fiable como las anteriores Duke. Desde luego vale la pena acercarse a una agencia oficial y probarla.

FICHA TÉCNICA KTM 790 DUKE
MOTOR
Tipo: Bicilíndrico en línea, 4T, OHC, 4 válvulas por cilindro
Cilindrada: 799 cc
Potencia: 105 CV
Diámetro x Carrera: 88 mm x 65.7 mm
Alimentación: Inyección electrónica Keihin con cuerpos de 50 mm
Refrigeración: Líquida
Encendido: Electrónico
Arranque: Eléctrico

TRANSMISIÓN
Embrague: Pasc
Transmisión: 6 velocidades
Transmisión final: Cadena

CHASIS, SUSPENSIONES Y FRENOS
Chasis: Multitubular en cromo-molibdeno
Subchasis: Fundición de aluminio
Basculante: Fundición de aluminio
Ángulo de dirección: 66°
Suspensión delantera: Horquilla invertida WP de cartucho abierto de 43 mm con 140 mm de recorrido
Suspensión trasera: Monoamortiguador WP de gas con muelle progresivo y ajustable en precarga, con 150 mm de recorrido
Freno delantero: Doble disco flotante Wave de 300 mm de diámetro y bomba radial con dos pinzas de cuatro pistones y anclaje radial
Freno trasero: Disco único Wave de 240 mm de diámetro con pinza de un solo pistón
ABS: De serie
Neumáticos: Maxxis Supermaxx ST
Rines: Aleación

DIMENSIONES Y PESO
Distancia entre ejes: 1,475 ± 15 mm
Altura libre al suelo: 186 mm
Altura del asiento: 825 mm
Capacidad del depósito: 14 L
Peso seco: 169 Kg

COLORES: Naranja/Negro
PRECIO: $192,900 pesos