La BMW S 1000 R renueva su ADN deportivo

BMW Motorrad presentó la nueva generación de su naked S 1000 R, que mantiene su carácter intacto y viene con algunas novedades.

El motor de 999 cc de la roadster alemana cumple con la normativa Euro 5 y produce potencia máxima de 165 cv a 11,000 rpm, y torque de 114 Nm a 9250 rpm; es menos ruidoso y demanda menor consumo de combustible.

El chasis y el basculante son los mismos de la deportiva RR y, gracias al concepto Flex-Frame, el motor mejora su función de apoyo. El ancho se reduce en la zona de las rodillas, con lo que la posición de manejo es más relajada. El basculante suspendido, también tomado de la RR, reduce la temperatura del motor. Además, monta embrague antirrebote más suave.

En la parte electrónica, la moto ofrece tres modos de conducción: Rain, Road, Dynamic y Dynamic Pro. Este último es opcional e incluye control de par motor MSR. Incluye también controles de tracción dinámico DTC, antiwheelie (desconectable) y freno motor, control dinámico de frenos DBC para frenada de emergencia y frenos ABS Pro en curva.

La pantalla TFT es personalizable y está preparada para funciones de navegación. El paquete M opcional ofrece cronómetro por vuelta para manejo en pista.

Estrena faro LED con luz de cruce y carretera, intermitentes LED que incorporan la función de frenada de emergencia y luz de giro adaptativa opcional.

Estará disponible en tres opciones de colores: Sport (gris), Racing (rojo) y M (blanco).

BMW G 310 R

La más pequeña de la familia de las naked de la firma alemana, la G 310 R, ya cumple con Euro 5, y presenta como novedades regulador electrónico del acelerador, que aumenta la sensibilidad al golpe de gas; embrague antirrebote, y aumento automático de la velocidad de ralentí, que evita paradas repentinas.

El motor de esta máquina, pensada en conductores noveles, 313 cc mantiene potencia máxima de 34 CV a 9,500 rpm y par motor de 28 Nm a 7.500 rpm.

Otra novedad es la iluminación LED en faro, piloto e intermitentes. Las manetas de embrague y frenos tienen regulación en cuatro etapas.