Realiza una búsqueda en las noticias:

LA FORJA DE UN CAMPEÓN

Gabriel Martínez-Abrego Cantú: Es duro separarte de los tuyos pero ellos me dan la fuerza para trabajar duro y así cumplir mi sueño

 

El piloto
Este joven piloto quiere convertirse en el primer mexicano en competir en la categoría Moto3 de MotoGP y, para ello, se prepara a conciencia rodeado de un amplio equipo de verdaderos profesionales

La madurez que se desprende de las
palabras de Gabriel Martínez-Abrego
Cantú –con tan sólo 18 años de edad–
sorprende, incluso cuando conocemos
que detrás de este jovencísimo piloto
de velocidad mexicano hay un equipo de profesionales
que trabaja con él desde muy pequeño para
encauzar todo este talento natural por la velocidad hacia el podio.
Pero, eso sí, paso a paso. Porque ‘Gabo’ es muy consciente de que
ser el más rápido es una meta a la que no se llega, precisamente,
corriendo, sino con mucha dedicación y esfuerzo.
Martínez-Abrego, quien asegura
no tener ídolos en el motociclismo
sino pilotos a los que admira, actualmente
vive en España y atendió a Revista
Moto para repasar su trayectoria
profesional que el piloto natural de
Monterrey enfoca siempre a su próximo
objetivo. En este caso, competir
la próxima temporada en la categoría
Moto3 de MotoGP.

FD4R9415

LOS COMIENZOS Gabriel Martínez-Abrego proviene de una familia con una amplia tradición motociclista. Su padre y su abuelo le inculcaron una pasión por la velocidad que él mismo explica citando una frase de su madre, quien asegura que en su familia “en vez de sangre, por las venas corre gasolina”. Los primeros pasos en el mundo del motor no los dio sobre dos sino sobre cuatro ruedas, concretamente en un GoKart cuando tenía 3 años de edad. Aunque reconoce que es una afición que aún conserva, pronto decidió dar el salto a las motocicletas con una Honda 50 a la que más tarde seguirían las Kawasaki 65, KLX 110 y la 300, siendo esta última su moto preferida por la potencia que desarrolla y porque, asegura, “su motor de cuatro tiempos la hace más fácil de manejar y más resistente”. Tras participar con éxito en varias carreras en México, impulsado por su familia, decidió mudarse a Estados Unidos para subir de nivel en su preparación. Allí participó, en 2012, en el serial de Motociclismo de Velocidad CMRA (Central Motorcycle Roadracing Association) y, un año después, se colocó en los primeros lugares en distintas categorías, para, en el 2014 subir al podio en la gran mayoría de las competencias. RUMBO A UN SUEÑO Uno de los momentos que el mexicano sitúa como “crucial” en su carrera fue la participación en el Red Bull Rookies Cup en 2014. Invitado por la propia organización para el evento de Selección de Pilotos junto a otro compatriota, Adolfo Delgado, ‘Gabo’ tuvo una buena actuación pasando a la segunda ronda, despertando así el interés de equipos profesionales que le invitaron a participar en test’s privados donde brilló y se ganó un lugar de pleno derecho en el Campeonato Mundial Junior de Moto3. Esto supuso, además de una gran alegría, un notable cambio de vida porque el piloto se vio obligado a trasladar su residencia a España. Lo hizo en solitario, ya que su familia se tuvo que quedar en México y Estados Unidos y, ello, supuso un paso más en su proceso de maduración al relatarnos: “es duro separarte de los tuyos, pero, ellos, me dan la fuerza para seguir trabajando duro y cumplir mi sueño”. A pesar de que su familia y amigos están lejos y los echa de menos, asegura estar en muy buenas manos en la compañía de su equipo, a los que define como, también, parte de su familia y a los que se muestra muy agradecido no sólo por la formación, sino por el trato “tan cercano” que le brindan. “Siempre están pendientes de mí y eso me reconforta y me ayuda a ser cada día más fuerte”, dice. Igualmente agradece el apoyo de sus patrocinadores (Motomex, Kaspersky, Formez, Motul Alpine Stars y AGV), indispensables para afrontar la competencia al más alto nivel.

Gabriel Martínez-Abrego Cantú
OBJETIVO: MOTO 3 EN MOTO GP
A pesar de que ya tuvo la oportunidad de dar el salto al Campeonato
Mundial de Moto3 en MotoGP, Martínez-Abrego prefirió
no precipitarse y seguir una temporada más en la categoría Junior
para alcanzar un nivel de competencia más alto que le dé mayores
posibilidades de éxito. “Es una oportunidad que muy pocos
tienen pero entre mi padre, mi equipo de trabajo y yo, decidimos
que aún no estaba listo, pero eso no quiere decir que no lo
vaya a estar; de hecho, este año me estoy enfocando al 100% en
prepararme física y mentalmente para dar el salto. Ojalá tenga la
oportunidad el año próximo”, agrega.
El joven regiomontano considera que sus entrenamientos
este año han subido de nivel, tanto que entrena seis días a la
semana. “Paso la mayor parte del día en el gimnasio, haciendo
deporte o encima de la moto. El tiempo que me queda lo dedico
a estudiar on-line el segundo grado de Preparatoria”.