M 1000 RR, la deportiva más radical de BMW Motorrad

BMW Motorrad presentó oficialmente su nueva superdeportiva, basada en el modelo que compite en el Mundial de Superbike.

Con la BMW S 1000 RR como base, la firma alemana creó una moto radical, con motor más potente y componentes optimizados. Presume el logotipo M, destinado a sus modelos deportivos más exclusivos, en motos y autos, y se llama BMW M 1000 RR.

Su motor de cuatro cilindros desarrolla potencia máxima de 212 cv y el conjunto pesa de 192 kg; en comparación con la BMW S 1000 RR, ofrece 5 cv más, disminución de 5 kilos de peso y 500 rpm más, con 15.100.

El peso se reduce en parte por las nuevas bielas de titanio Pankl que sólo pesas 85 gramos cada una. Su mayor longitud, ahora 101 mm, reduce la presión de los pistones sobre las paredes de los cilindros. Estos elementos también son nuevos y 12 gramos más ligeros que los anteriores. Los pistones están fabricados mediante forja y sólo tienen dos segmentos, lo reduce fricción y peso.

El sistema de escape es uno de los máximos responsables de la reducción de peso de la BMW M 1000 RR, ya que está construido en titanio, con dos catalizadores de tres vías y dos silenciadores.

El paquete electrónico cuanta con siete modos de conducción: cuatro estándar, Rain, Road, Dynamic, Race, y tres exclusivos para circuito, Race Pro1, Pro2 y Pro3. Se ajustan los controles de levantamiento frontal y tracción, además de la retención del motor.

También integra control de salidas, limitador de régimen para el desplazamiento por el pit lane y asistente de salida en cuesta.

Presenta nuevos alerones en los laterales del carenado, los cuales permiten reducir la tendencia al wheelie, aumentan la carga en el tren trasero, reducen la actuación del control de tracción e imprimen mayor presión de la rueda delantera en el inicio de la frenada. La carga aerodinámica que producen llega a 16.3 kg a 300 km/h.

Las pinzas de freno están bautizadas como M, firmadas por Nissin, y muerden discos de 320 mm y 5 mm de espesor. Las ruedas son de fibra de carbono.

El cuadro de instrumentos es personalizable y puede activar un registrador de datos de los sensores y el GPS, que dispone de datos de 300 circuitos.