Polaris Slingshot estrena transmisión AutoDrive

El fabricante estadounidense Polaris se ha integrado al mundo de las transmisiones automáticas y su vehículo de tres ruedas Slingshot estará equipada con AutoDrive.

Este sistema elimina la necesidad de embrague y palanca de velocidades. En lugar de eso, emplea una trasmisión hidráulica automatizada de cinco velocidades.

No necesita palanca o paleta de cambios en el volante. El piloto únicamente tiene que ocuparse de los pedales de freno y gas, pero puede sentir cómo cambian las velocidades incluso mejor que con una trasmisión automática tradicional.

En lugar de palanca, AutoDrive se acciona con tres botones: R, N y D.

Además, la Slingshot 2020 presenta el primer motor de cuatro cilindros de Polaris, el ProStar 2.0, que promete una potencia de 178 cv a 8,500 rpm en el modelo SL, mientras que en el deportivo R llegará a 203 dv a 8,250 rpm. El tope de velocidad en ambos casos es de 201 k/h.

Ambas versiones ofrecen Autodrive, pero la R también cuenta con transmisión manual.

El interior fue rediseñado para 2020 e incluye cuero y controles multifunción en el volante, ventilas de aire ajustables, consola central acolchada, iluminación LED y mayor espacio de almacenamiento.

En el exterior renueva los faros LED delanteros y traseros, opciones de ruedas, pintura y gráficos.

La Slingshot 2020 llegará a los distribuidores en la primavera.