Triumph Street Scrambler, más elegante y clásica como siempre

Triumph lanzó la versión renovada de la Street Scrambler, que ahora presenta un motor que se adapta a la normativa Euro 5, nuevos acabados y una edición especial.

Esta moto es parte de la familia Modern Classis de Triumph y comparte la plataforma 900 cc de las Street Twin y Bonneville T100, con la estética de las máquinas de carreras de la década de los 60.

Por ello, Triumph optó por cambios más bien discretos, con la idea de mantenerla en el gusto del público que busca motos de estilo retro.

Las novedades están en el panel lateral, que ahora es de aluminio y presenta el logotipo en relieve; las protecciones de los colectores de escape; el faro, que se sujeta con abrazaderas de aluminio; el asiento tapizado en vinilo, y las cubiertas de los cuerpos de inyección, que siguen simulando ser carburadores, pero ahora tienen un acabado más elegante.

El motor bicilíndrico en paralelo de 900 cc conserva su configuración, con el cigüeñal calado a 270 grados. Produce 65 CV de potencia máxima y 80 Nm de torque.

Conserva el escape doble elevado que le da un toque de moto de campo de mediados del siglo 20, con remates en aluminio cepillado y detalles en negro.

El chasis es de bastidor de espina de acero; las suspensiones están firmadas por KYB: horquilla de 41 mm y doble amortiguador ajustable en precarga.

Las ruedas de 19 pulgadas adelante y 17 detrás son de radios de acero, y cuentan con frenos de disco de 310 mm adelante con pinza Brembo de cuatro pistones y un disco trasero de 220 mm. Los neumáticos mixtos son Metzeler Tourance.

El paquete electrónico incluye ABS y control de tracción desconectables.

El fabricante británico lanzó también una edición limitada a 775 unidades a la que llamó Triumph Street Scrambler Sandstorm, de estética más off-road.

Incluye guardabarros delantero alto, cubrecárter de aluminio, protectores laterales de goma para el tanque y una rejilla en el faro delantero. Viene en color Matt Storm Grey, con adhesivos en Ironstone.