Realiza una búsqueda en las noticias:

Yamaha FJ-09: Nuevas reglas

Click para ver imagen completa

 

En breve:
 ¿Cuál es su característica principal? Es una moto llena de tecnología y con un diseño futurista. Su tanque de combustible no es tan elevado, lo que la hace más ágil de manejar. Es muy polivalente. 

¿Cómo es su manejo? Tiene un punto deportivo y resulta muy divertida de manejar. Permite mucho espacio para las piernas y el manubrio tiene una achura generosa. El asiento, para quien lo sienta bajo, puede subirse.

¿Cómo es su motor? Un tricilíndrico crossplane de 850 c. c. que rebosa carácter. Con 115 CV a 10,000 rpm y un par máximo de 87,5 Nm a 8,500 rpm, la entrega de potencia es suave en todos los rangos y el torque se deja sentir desde bajas.

 

La La Yamaha FJ-09 es, de los tres modelos que hemos comparado este mes en Revista Moto, la máquina con vocación más asfáltica. Construida a partir de la base de la naked FZ-09, los ingenieros de la marca la han creado siguiendo el camino de la mítica TDM para adecuarla a los estándares turísticos y hacerla crecer con sentido tecnologico.

Con solo 210 kilos de peso (con todos los líquidos arriba) es una opción muy interesante para aquellos conductores que desean una moto polivalente y funcional perfecta para viajar y para usar a diario en la ciudad. Sus características no son las más favorables para terracería, sin embargo y de manera ocasional, también es capaz de salir airosa de los caminos de grava.

La parte frontal tiene un look más urbano, con dos ópticas LED muy logradas, un buen acabado en el carenado y una moderna cúpula. El depósito de combustible es de 18 litros y cambia el subchasis trasero, que alberga un asiento voluminoso y confortable.

Teniendo como referencia las otras dos motos que hemos analizado, la FJ-09 es la moto más asequible y ágil pues, a pesar de poder presumir de buen tamaño, tiene detalles como el tanque de combustible -no es tan elevado-, que hacen más sencillo su manejo para conductores de estatura media. La estética de sus formas más afinadas, casi robóticas, redundan en esta sensación de apariencia muy llamativa.

IMG_9729

En acción, la Yamaha se caracteriza por su docilidad y muy pronto se aprecia el trabajo de su manubrio reducido que va a consonancia con una distancia entre ejes muy interesante que permite un plus de estabilidad y un trazado muy seguro en virajes.

Las masas se han concentrado en las partes bajas, lo cual resulta muy positivo en trayectos por carretera, el terreno donde la FJ-09 saca lo mejor de sí dado que esta moto es de nuestras tres protagonistas de este reportaje, la que más partido saca al asfalto. El apartado ergonómico es muy destacado, si bien el asiento resulta algo rudo, pies y rodillas se posicionan perfectamente y cuenta con tapas laterales que impiden el flujo de calor desde el motor al cuerpo.

Es toda una sorpresa comprobar cómo se desenvuelve en carretera y lo fácil que resulta posicionarla en las curvas, si bien detectamos que puede llegar a ser algo ‘nerviosa’ y mantenerla en curvas cerradas requiere cierta pericia y hacer uso de las “ayudas” electrónicas con las que cuenta. Estos sistemas ayudarán a rebasar los límites del piloto y llegar a otro nivel de experiencia más elevado.

Estos sistemas de seguridad electrónicos son el control de tracción (TCS), que proporciona un arranque suave incluso en superficies mojadas y caminos sin pavimentar y el acelerador electrónico YCC-T de Yamaha para una aceleración mejor y más constante. Además, la FJ-09 incorpora tres mapas de potencia: Estándar, modo A (más agresivo) y modo B (para condiciones adversas).

El motor es un tricilíndrico crossplane de 847 c. c. que le imprime el carácter necesario, se ha optimizado la aceleración y el abastecimiento de combustible. Con 115 CV a 10,000 rpm y un par máximo de 87,5 Nm a 8, 500 rpm, la entrega de potencia es suave en todos los rangos y el torque  no se deja sentir desde bajas vueltas. El nivel de vibraciones es casi inexistente y su conducción tiene un punto deportivo en carretera, mientras que en Off-road la moto se defiende bien en trayectos puntuales que no sean muy exigentes.

La transmisión es de seis velocidades y aunque no presenta grandes innovaciones tecnológicas; sin embargo, el embrague hace un trabajo extraordinario y la suavidad es la nota característica cuando se sube o se baja de cambio.

Las suspensiones se presentan algo suaves, si bien los reglajes (en precarga y rebote) pueden ajustarla a nuestro gusto y dejarla más firme. En la parte delantera, una horquilla invertida de 137 mm de recorrido absorbe todos los impactos, mientras que detrás es un amortiguador de 130 mm de recorrido el que se encarga de mantener la moto firme.

Sus frenos son hidráulicos e incorpora ABS de serie y su estética seminaked deja muy a la vista las pinzas radiales de 4 pistones de la parte delantera que actúan sobre dos discos delanteros de 298 mm. Atrás, el disco es de 245 mm y lleva un pistón simple. El tacto es muy bueno y la frenada se siente dosificable gracias a las palancas ajustables. Los rines son de aleación de 17 pulgadas y los neumáticos de 120 y 180 mm de ancho, delante y atrás, respectivamente.

El tablero de instrumentos de doble pantalla LCD multifunción tiene un aspecto muy moderno y ofrece muy buena visibilidad incluso si el sol es fuerte. La computadora de a bordo muestra todas sus funciones y a ello se suma un reloj, termómetro exterior, indicador de combustible, kilometraje y testigo de marcha engranada. Los menús y selecciones de modo resultan intuitivos y entre los accesorios más interesantes Yamaha cuenta con un kit de maletas rígidas.

Datos técnicos 

MOTOR

Tipo de motor: – Refrigerado por agua, 4 tiempos, dos cilindros en línea, 2 válvulas por cilindro, dos árboles de levas, engrase por cárter seco

  Diámetro x carrera – 82 mm x 75.6 mm

  Desplazamiento – 798 cc

  Potencia* – 85 CV @ 7,500 rpm (se puede reducir a 48 CV @ 7,000 rpm)

  Relación de compresión – 12.0:1

  Sistema de combustible – Inyección electrónica en el conducto de admisión con gestión del motor digital (BMS-K+)

TRANSMISIÓN

  Embrague – Multidisco en baño de aceite, de accionamiento mecánico

• Transmisión – Seis velocidades en toma constante, integrada en el cárter del cigüeñal

  Transmisión final – Cadena sin fin de anillos toroidales con retroamortiguación en el buje de la rueda trasera

CHASIS, SUSPENSIÓN Y FRENOS

  Chasis – Tridimensional de tubo de acero

  Suspensión delantera – Horquilla telescópica invertida, Ø 45 mm, 230 mm de recorrido

  Suspensión trasera – Basculante doble de aluminio fundido, amortiguador WAD, precarga del muelle ajustable hidráulicamente desde un mando manual, rebote ajustable, 215 mm de recorrido

  Frenos delanteros – Doble disco flotante de 310 mm de diámetro y pinza flotante de doble pistón ABS

  Freno trasero – Monodisco, 265 mm de diámetro, pinza flotante de pistón único, ABS

  Llanta delantera – 90/90 – 21 54V

  Llanta trasera – 150/70 – 17 69V

Rin delantero – 2.15 x 21 pulgadas

  Rin trasero – 4.25 x 17 pulgadas

DIMENSIONES Y PESO

  Largo total – 2,320 mm

  Ancho total – 945 mm

  Alto total – 1,350 mm

  Distancia entre ejes – 1405 mm

  Distancia al piso – 130 mm

  Altura del asiento – 880 mm

  Peso en seco – 191 kg

  Peso en vacío en disposición de marcha – 214 kg

  Tanque gasolina incluida reserva – 16 litros

  Reserva – Aproximadamente 4 litros.

COLORES: Blanco alpino, Rojo racing y Blanco Uni/Negro tormenta metálico

PRECIOS: